KITESURF VS. WINDSURF

Muchas veces los instructores se quedan sin respuesta cuando les preguntan cuál de los dos deportes es mejor: es que la realidad demuestra que ambos son tan desafiantes como divertidos. Sin embargo existen diferencias, y hasta algunas ventajas y desventajas, entre ambas disciplinas. Te invitamos a que te enteres cuáles son y saques tus propias conclusiones.

 x

  • Aprendizaje

Los tiempos de aprendizaje de cada uno de estos deportes son diferentes. Algunos comparan el windsurf con el ajedrez, en el sentido de la habilidad mental al momento de tener en cuenta más detalles de exigencia dentro del agua. De alguna manera el kitesurf se aprende más rápido y requiere menor esfuerzo a nivel intelectual y el windsurf implica un aprendizaje mucho más gradual y constante.

 x

  • Transporte del equipo

Los dos equipos pueden resultar incómodos para llevar de viaje y pasearse por el aeropuerto con varios kilos de más. La realidad es que el equipo de windsurf es un poco más pesado, teniendo en cuenta que a veces es necesario cargar más de una tabla y varias velas. En cambio, el de kitesurf implica sólo una tabla de menor tamaño, que muchos llevan abajo del brazo, más el kite sobre los hombros, listos para despachar.

 x

  • Exigencia física

El windsurf implica un desafío mayor: los que elijan este deporte van a ver cómo va aumentando cada vez más su resistencia física a medida que el cuerpo se adapta a las nuevas exigencias. El kitesurf requiere un trabajo de cuádriceps muy preciso y la demanda física es un poco más leve.

x

  • Spots

Si el agua es poco profunda puede ser peligroso para el que practica windsurf, sobre todo si se desplaza a gran velocidad. En kitesurf, en cambio, no existe este problema ya que sólo se roza la superficie del agua. Pero el que practica kitesurf tiene que tener en cuenta los obstáculos que pueden presentarse en la costa, como árboles o postes de luz; existe el riesgo de que alguna de las líneas quede enganchada y esto provoque un accidente.

 x

*Es súper importante que siempre te informes y aprendas con un instructor capacitado; no te olvides que tanto el windsurf como el kitesurf ¡son deportes extremos!